Voz cultural



Nuevos Aires para la cultura en La Ceja del Tambo
Abel Anselmo Ríos Carmona

“No pretendamos que las cosas cambien si siempre hacemos lo mismo. La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque la crisis trae progresos.
Albert Einstein.

Con optimismo por las nuevas perspectivas y prospectivas del desarrollo cultural en La Ceja del Tambo queremos permanecer muchos cejeños, no sólo por el que deseamos sea un refrescante cambio de administración municipal, sino también por las nuevas aventuras de varias colectivos culturales que se suman a los caminos ya recorridos por otras organizaciones, colectivos y agrupaciones del municipio. Varios factores alimentan este optimismo, al que no querríamos doblegarnos por la influencia de otros factores inicialmente negativos a los que tendremos que enfrentar y transformar en forma colectiva y participativa, con un trabajo que implicará la acción conjunta del sector independiente y las Instituciones públicas encargadas del fortalecimiento de la cultura, y del aprovechamiento del potencial de este Factor esencial en el desarrollo local y la buena vida de los cejeños. Desde Voces de Papel deseamos elevar una voz de felicitación, celebración y aliento para estas nuevas aventuras, y a la vez señalar algunas posibles amenazas al crecimiento de nuestro sector, de manera que a través de la integración y participación ciudadana, rodeando a las instituciones, los colectivos, grupos y actores culturales, podamos encontrar las mejores estrategias para mantener en curva ascendente los sorprendentes logros de la cultura cejeña registrados en el último decenio.

Nuevos Espacios para la Cultura.

En primer lugar elevamos un enhorabuena para los nuevos espacios culturales del municipio: Casa del Árbol, Cuatro Cuartos y Bullerengue Academia de Artes, que se suman a la oferta de espacios de formación, integración, creación y gestión cultural creativa diferentes a los de la institucionalidad. Estos ya están ofreciendo alternativas de formación en artes y otros temas de trascendencia cultural, espacios de creación, investigación y ensayo, propuestas de gestión, ideas innovadoras en el hacer cultural y nuevas propuestas hacia la consolidación de una industria creativa fundamentada en la formación, creación, investigación, comercialización, mercadeo, comunicaciones, eventos, diálogo cultural y todo tipo de acciones dinamizadoras del ambiente cultural cejeño en términos sociales y económicos. Los nuevos centros culturales se suman a la oferta tradicional o reciente de otros lugares, colectivos y organizaciones como la Escuela de Artes de la Sociedad de Mejoras Públicas, la Casa Taller Asociarce, Vitango Academia de Baile, Servired,  el Club Rotario, La Banda Parroquial Nuestra Señora del Carmen y la Banda de Payuco, Tambo Yoga – Anandi Belly Dance, la Biblioteca La Suiza – Casa Villegas, entre otros, y por supuesto complementan la oferta de espacios institucionales del municipio, las Secretarías, la Dirección de Cultura, bibliotecas y edificaciones públicas para la cultura, El Teatro municipal, el Centro Día, los escenarios del INCERDE y todos los espacios del ente territorial, que pertenecen a la comunidad, incluyendo las propias instituciones educativas. Además, estos espacios se convierten en apuestas de interacción colectiva de grupos y organizaciones, así como de artistas, pedagogos, comunicadores, investigadores y todo tipo de profesionales y aficionados de las artes, la gestión y creación cultural y otros temas de trascendencia como el medio ambiente, la ciencia, la tecnología, el emprendimiento y la investigación en todos los ámbitos. De alguna manera la apertura de nuevos espacios culturales permite cristalizar en mayores acciones la labor de los grupos que los lideran, y de los que son acogidos en ellos, diversificando la oferta, y posicionando la tradición de otras ofertas que no contaban, o no necesitaban estos espacios. De esta forma la Red de Músicos Independientes, Voces de Papel e Ideo unen sus fuerzas como colectivos para generar una oferta pedagógica, creativa y de gestión en la Casa del Árbol, a la que se suman y a la vez se benefician de forma espontánea otros grupos como Teatro Bitácoras, Secuencia Uno, CulturAnimal y otros gestores, artistas y grupos de la región, el país y otros países, ofertando además un espacio de ensayo y creación musical, actividad en la que coinciden con otro espacio recientemente abierto: Cuatro Cuartos, una iniciativa cultural-empresarial (una combinación que no debe generar desconfianzas, sino celebración) en la que varios gestores y emprendedores culturales se unen para entregar a La Ceja una nueva alternativa de formación, generación de eventos artísticos y académicos y espacio para la comercialización y circulación de diversos productos culturales. Por su parte Bullerengue Academia de Artes, encamina todos sus esfuerzos a ofertar nuevas posibilidades para la formación artística en diversos lenguajes.

Esta nueva dinámica, espontánea de alguna manera, pero ante todo fundamentada en la búsqueda de dar continuidad a la gestión independiente de la cultura, es resultado de buenas prácticas, experiencias y éxitos de la gestión cultural diversa e independiente de estas organizaciones y actores, y de otros espacios y organizaciones tradicionales e importantes en la historia cultural, mencionadas anteriormente.

El Acuerdo Ciudadano por la Cultura y el Plan de Desarrollo.

A esta nueva dinámica, podría sumarse la importancia dada a la participación ciudadana, y las intenciones de pensar en la calidad de vida, propuestas por la nueva administración municipal, así como el optimismo que despierta el nuevo Concejo Municipal, joven, renovado, y comprometido con el desarrollo en todos sus factores. Además de estas buenas intenciones, los cejeños contamos con un instrumento democrático, impulsado en forma participativa en el año 2015, representado en el Acuerdo Ciudadano por la Cultura, en el que se plasmaron unos deseos estratégicos del sector cultural hacia la consolidación del potencial de la cultura como factor transversal y fundamental del desarrollo no solo en términos sociales, sino también económicos y ambientales. Este acuerdo, integrado a todos los planes de gobierno de los candidatos, y por supuesto al de nuestro nuevo alcalde, Elkin Ospina Ospina, ofrece importantes aportes para la construcción del Plan de Desarrollo en muchos aspectos de la vida municipal. El reto, por supuesto, para los gestores, líderes y actores de la dinámica cultural (en teoría, todos los cejeños), es que el Plan de Desarrollo incluya todos los puntos acordados, relacionados con la Institucionalidad Cultural, El Presupuesto para Cultura y su democratización, La Infraestructura y Urbanismo Cultural, La Planeación y Participación, El aprovechamiento de los patrimonios culturales y la atención a la Ruralidad. Este insumo, participativo y que debe ser respetado por el municipio, a la luz de su carácter de Acuerdo Programático, se convierte en una herramienta inédita para alcanzar una excelente Gestión Cultural liderada por el ente territorial, en conjunto con los demás actores culturales. El momento más importante en este sentido está definido en el proceso de formulación del Plan de Desarrollo, al que ya estamos invitados todos los cejeños y que deberá estar aprobándose hacia el mes de mayo del presente año. Por el momento podemos adelantar que hay un fuerte compromiso de la Dirección de Cultura y otros espacios del municipio en la inclusión de estrategias y programas que traduzcan al Plan de Desarrollo este compromiso de Planeación Participativa acordado entre el alcalde, en su escenario de candidato, y la ciudadanía cultural.

Vientos en Contra.

Se hace necesario señalar una serie de fenómenos y realidades que pueden desfavorecer en mayor o menor medida estos aires de optimismo, o que, en un escenario desalentador, podrían obstaculizar el crecimiento continuo que venía experimentando el sector. No hacemos estos señalamientos con ánimo pesimista, sino con la intención de que al reconocerlos, podamos buscar salidas conjuntas, soluciones, o estrategias para disminuir sus efectos. De manera respetuosa, además, queremos desde Voces de Papel  advertir a las autoridades municipales para que sus acciones y decisiones tengan en cuenta estos fenómenos, de la misma manera en que los ciudadanos debemos comprender las realidades políticas inherentes al cambio de gobierno, y no caer en juicios que desconozcan las limitaciones propias del sector público.

Bajos presupuestos y lentitud en la formulación y ejecución de las agendas públicas, a la sombra de un pasado reciente muy favorecedor.

Hay un dato que nos llena de orgullo, pero que en la actualidad puede propiciar varias dificultades para los gestores: La Ceja del Tambo pudo ser uno de los municipios que desde el ente territorial y la Escena Independiente logró en los últimos 6 años uno de los mayores presupuestos en Antioquia y el país a partir de convocatorias de orden Regional y Nacional. Esto significa que, además de una generosa inversión en cultura por parte del municipio, se ejecutó una importante cantidad de proyectos culturales financiados por la gobernación, el Ministerio de Cultura, otros ministerios, y otras entidades gubernamentales y no gubernamentales. Lamentablemente este año se ha dado una fuerte reducción presupuestal a nivel nacional que afecta al ministerio de cultura y los demás entes nacionales, lo que hará más difícil el acceso a apoyos por los que participa todo el país.

Para el caso del Programa Nacional de Estímulos de Mincultura, en el que La Ceja ha estado logrando una cantidad importante de ganadores en los últimos años, se generó una fuerte reducción de los números de convocatorias, números de ganadores y montos de los premios en todas las áreas. Adicional a esto, la fuente de financiación por convocatorias está llena de incertidumbres, pues no se puede asegurar que todos los años se accederá a alguno. Como ejemplo habla lo ocurrido este año en el programa Nacional de Concertación: para 2016 La Ceja no logró el apoyo de ningún proyecto; algo que no ocurría desde 2008, y que advierte acerca de cómo pequeños errores en el envío de los proyectos, o cambios en los criterios de evaluación pueden impedir la continuidad de estos apoyos, sin que por esto deba pensarse que los proyectos no son bien planteados. Además de los presupuestos, las agendas de los entes territoriales también afectan estas fuentes de financiación de los proyectos culturales: en el caso de la gobernación, por ejemplo, no obstante la aprobación de la Ordenanza N° 12 de 2015 que desde una política pública define fuentes presupuestales, líneas de acción principales y algunas dinámicas para la participación de los antioqueños en estos presupuestos, tendremos que esperar a la aprobación del Plan de Desarrollo y al nombramiento del Director o Directora del Instituto de Cultura para que comiencen a plantearse las nuevas dinámicas de convocatorias públicas, no sin antes señalar que la voluntad política y las prioridades de los gobernantes, a pesar de la presencia o no de políticas públicas, siempre terminan generando prácticas determinantes a este respecto, de un lado porque la ley defiende varias libertades de gobernabilidad a la rama ejecutiva, y de otro porque aquellas acciones incluidas en políticas públicas, con cumplimiento obligante, no siempre son respetadas o bien ejecutadas.

Ante estas incertidumbres, una excelente opción es la diversificación de fuentes de financiación, que no dependan solo del sector público, y cuya continuidad no esté limitada a variables inciertas. Aquí toma mayor fuerza la necesidad manifiesta de consolidar empresarismo e industria cultural, un tema esencial, estratégico, pero en el que el sector local, si bien ha iniciado, aún debe consolidar mayor experiencia. No obstante, el presupuesto público para cultura debe seguir siendo defendido, pues siendo la cultura un patrimonio de todos, las problemáticas, oportunidades, retos, fortalezas, amenazas y acciones de planeación alrededor de lo cultural, siguen siendo de interés público.

El Caso de La Ceja

Para un sector juicioso como el cejeño, que en los momentos de menor apoyo del ente municipal ha logrado una sostenibilidad basada en la autogestión, la creatividad y el reconocimiento de sus proyectos y propuestas, es en los momentos de mayor dificultad en los que la administración municipal adquiere un papel fundamental en la sostenibilidad de un sector que a pesar de su crecimiento ha debido debatirse entre el logro de un reconocimiento, ya adquirido, y la zozobra de que las inversiones sean pertinentes, incluyentes y estratégicas. Infortunadamente a los problemas de tiempo y planeación que siempre involucran el primer año de gobierno de los entes territoriales, se suma la incertidumbre de un presupuesto que en el primer año es determinado por el concejo municipal inmediatamente anterior, y la confirmación del alcalde saliente. En La Ceja una realidad alarmante debe ser conocida: el presupuesto de inversión en cultura (sin incluir gastos de operación o funcionarios), que llegó a alcanzar más de 400 millones de pesos en el 2015, se ha visto limitado a menos de 180 millones, para 2016, con todo y los esfuerzos del actual Director de Cultura, la Secretaría de Hacienda, el Alcalde y el propio Concejo Municipal. La reducción inicial ubicaba este presupuesto de inversión cerca a solo 100 millones de pesos, lo que supone una aterradora reducción cercana al 75% que ahora apenas ha podido aplacarse.

Con un escenario como este, el del presupuesto será un fantasma difícil de evadir durante este año de retos y riesgos asumidos por los colectivos, grupos y actores culturales independientes. Nunca, como en este momento, un llamado al trabajo conjunto y estratégico está siendo lanzado por las circunstancias para el mejor acercamiento posible entre un sector independiente dinámico y con experiencia, y una administración municipal comprometida con la calidad de vida y, por ende, con el desarrollo cultural. Tendremos que entender que en un año de menor inversión no podremos reclamar las mismas acciones, impactos y coberturas; no podremos esperar que todas las decisiones sean las óptimas pues las limitantes presupuestales a veces impiden emprender algunos nuevos caminos, por necesarios que los sepamos. Esto no significa, de ninguna manera, que el papel del municipio vaya a ser menor, o tenga algún tipo de amnistía que excuse o le dé licencias a no cumplir su misión pública. Más que nunca será necesaria la mayor integración estratégica entre las instituciones públicas y la Escena Independiente de la cultura local de manera que los logros culturales cejeños sigan siendo sostenibles y no tengamos que recordar los anteriores como unos años de bonanza cultural que fueron interrumpidos, sino como una etapa inicial de un proceso de mayor crecimiento y aportes al desarrollo. Si en algún momento el municipio ha dejado solos a los actores independientes, no conviene en absoluto que estos dejen sola a la institucionalidad, cuyo crecimiento será fundamental para la sostenibilidad de los procesos de mayor alcance.

Un escenario presupuestal así de lamentable, puede convertirse en un laboratorio de interacción entre lo público y lo privado, que nos devolverá una mejor experiencia estratégica para la gestión posterior, que desde ya, esperamos refleje un mejoramiento y normalización del presupuesto de inversión en cultura para el año 2017 y siguientes. Para terminar es muy importante recordar que la influencia del presupuesto y las dinámicas de inversión de este, en el plano municipal, siguen siendo las más determinantes en el crecimiento del sector en la localidad; esto para decir que un presupuesto generoso no determina el éxito de las políticas culturales, pues se corre el riesgo de que cuando estas políticas son inadecuadas o incluso perjudiciales para los actores independientes y la ciudadanía cultural, mientras mayor sea el presupuesto, mayor es el potencial de generación de acciones dañinas o perjudiciales para el sector. Aquí cobra fuerza la necesidad de mejores diagnósticos y ejercicios de planeación técnicos y estratégicos alrededor del factor cultural del municipio.

Rodear a las Instituciones.

Queremos hablar en este punto de una institución cívica, cuyos aportes a la cultura cejeña, innegables por demás, esenciales y estructurantes desde una visión amplia y honesta, han podido generar algunos desacuerdos en los últimos años, en los cuales, también, su trabajo marcó pautas importantes de la gestión cultural cejeña. Se trata de la Sociedad de Mejoras Públicas, una Institución que con más de 90 años de trabajo cívico, ha abanderado proyectos vitales de Infraestructura cultural (Teatro Municipal, actualmente propiedad del municipio, Unidad Cultural SMP), pedagógicos (Escuela de Artes, con más de 20 años años ininterrumpidos de funcionamiento, participación en modelos de gestión y formación artística), y en todos los temas de la vida cultural: ruralidad, patrimonio cultural, artes, investigación, participación, planeación, entre muchos otros. No es difícil prever que un cambio radical, para muchos necesario y lógico, en el que de un año a otro esta entidad deja de definir la totalidad de la inversión municipal en cultura, para volver a una dinámica de autogestión, con una considerable reducción presupuestal, puede tener resultados así mismo radicales, avivados por circunstancias como la desaprobación de sus proyectos de concertación con mincultura: (Una realidad para la que siempre debe estar preparada una organización cultural, pues en el ministerio es común que los cambios de criterio lleven a que proyectos idénticos con los mejores puntajes en una vigencia, pierdan su continuidad en la siguiente).

Así como hacemos un llamado a rodear a la nueva Dirección de Cultura, con su presupuesto radicalmente reducido por decisiones de la Administración y el Concejo Municipal anterior, también deberíamos reconocer, rodear y apoyar a la Sociedad de Mejoras Públicas, no solo por gratitud a su trabajo histórico, sino porque su influencia en el desarrollo cultural cejeño ha sido y será determinante en la vida cultural municipal. La evaluación integral de los socios de la SMP respecto al Convenio Pedagogía de Ciudad, un trabajo titánico con resultados de gestión importantes para La Ceja, más allá de algunas inquietudes, dudas o críticas, puede llevar a que en contraste con la realidad actual, tanto para la SMP y su Escuela de Artes como para todo el sector cultural, se desemboque en una toma de decisiones que no estaríamos para aprobar o desaprobar, pero que definitivamente repercutirá en cambios drásticos alrededor de la Institución y sus proyectos. Desde Voces de Papel nos atrevemos a hacer un llamado a los socios de esta entidad a que, sin inmiscuirnos en sus puntos de vista técnicos y organizacionales, reciban a través nuestro una relación de gratitud y respaldo por parte de una buena parte del sector cultural y de La Ceja en general. No estamos para debatir o contradecir decisiones, pero sí para animar a la Sociedad de Mejoras Públicas y sus socios a continuar, desde sus nuevas estrategias, decisiones, acciones o enfoques, con este legado de trabajo social desde la cultura.

Estos momentos de las llamadas “crisis” son los mejores para poner a prueba nuestra capacidad de trabajo, y además, para evaluar cuáles son las direcciones en las que queremos emprender los caminos. Finalmente, en nuestra dinámica de unión como sector, qué mejor oportunidad de reconocer las bondades de estar juntos, rodeados por los otros, en un ejercicio diáfano de apoyo mutuo y de crecimiento del sector en clave de desarrollo. Lo que más nos conviene a todos es el crecimiento de todos, deben quedar atrás esos escenarios de desconfianza y ataques al progreso de los demás.


Sábado 5 de marzo de 2016

Aún no hay comentarios registrados en el sistema.


Bienvenido. Recuerde que debe completar los campos activos.
Su email
Comentario
Sus nombres
Sus apellidos
Código de verificación
«¿Ilegible? Aplica para recargar
Ingrese el código anterior:
Condiciones
Voces de Papel S. A. S. se reserva el derecho de eliminar sus comentarios si son ofesivos, desproporcionados o si atentan contra los derechos y el buen nombre de personas o entidades. El usuario debe confirmar su comentario a través de un link que le llega a su correo, después de completarse la operación de envío, por lo que el email debe estar activo y ser propiedad del comentarista. Los mensajes que no se confirmen o eliminen por el mismo usuario en un lapso de 1 hora, si lo ameritan, serán confirmados por el sistema.

Acepto las condiciones.

Visita N°831518


Indicadores económicos
Voces de Papel S. A. S. - La Ceja, Antioquia (Colombia) Los textos aquí publicados se pueden reproducir citando la fuente